Tag Archive: Jorge Lanata


Muertos de Amor

 

Jorge Lanata

 

Alfaguara, 148 pp.

 

 

Buscando emular al Che Guevara, el periodista argentino Jorge Masetti intenta fundar una guerrilla en Argentina. En realidad, es el mismo Guevara quien seduce al comunicador a que lo haga, nombrándolo como “Comandante Segundo” y explicándole todo lo necesario para la creación de un movimiento revolucionario en su país. Ya en su tierra, Masetti va encontrando que el principal enemigo a vencer no es el gobierno de la época (1963) sino la ignorancia, no sólo del pueblo, que no sabe leer ni escribir y por lo tanto no comprende los manifiestos de la guerrilla, sino también de los propios militantes, 37 en total, que no saben por qué están ahí.

 

Una guerrilla que tan solo disparó los tiros de entrenamiento, que nunca tuvo enfrentamientos contra el ejército o la policía y que cobró dos muertos, supuestamente traidores, y que cuando menos lo pensó se encontró infiltrado por la Federal que despertó a todos de ese sueño.

 

Lanata, fundador de Página/12, nos narra a partir de cartas, testimonios de los participantes en ese intento y situaciones de ficción, cómo se desarrolló y terminó ese ideal. Por momentos la lectura se hace difícil pues no hay una linealidad establecida y, en ocasiones, no se define cuál personaje hace las veces de narrador. De cualquier manera, “Muertos de amor” es un texto que nos pone de manifiesto un hecho en la historia que pocos conocíamos y cómo cuando algo se ama intensamente, la razón queda cegada y nos impide ver la verdad de los hechos.

Lo que pudo ser y no fue

Muertos de Amor

Jorge Lanata

Alfaguara, 148 pp.

 

Buscando emular al Che Guevara, el periodista argentino Jorge Masetti intenta fundar una guerrilla en Argentina. En realidad, es el mismo Guevara quien seduce al comunicador a que lo haga, nombrándolo como “Comandante Segundo” y explicándole todo lo necesario para la creación de un movimiento revolucionario en su país. Ya en su tierra, Masetti va encontrando que el principal enemigo a vencer no es el gobierno de la época (1963) sino la ignorancia, no sólo del pueblo, que no sabe leer ni escribir y por lo tanto no comprende los manifiestos de la guerrilla, sino también de los propios militantes, 37 en total, que no saben por qué están ahí.

Una guerrilla que tan solo disparó los tiros de entrenamiento, que nunca tuvo enfrentamientos contra el ejército o la policía y que cobró dos muertos, supuestamente traidores, y que cuando menos lo pensó se encontró infiltrado por la Federal que despertó a todos de ese sueño.

Lanata, fundador de Página/12, nos narra a partir de cartas, testimonios de los participantes en ese intento y situaciones de ficción, cómo se desarrolló y terminó ese ideal. Por momentos la lectura se hace difícil pues no hay una linealidad establecida y, en ocasiones, no se define cuál personaje hace las veces de narrador. De cualquier manera, “Muertos de amor” es un texto que nos pone de manifiesto un hecho en la historia que pocos conocíamos y cómo cuando algo se ama intensamente, la razón queda cegada y nos impide ver la verdad de los hechos.