Tag Archive: ciclismo


cyclngCycling’s Strangest Tales: Extraordinary But True Stories
Iain Spragg
Portico, 2014, 171 pp.
El mundo está lleno de historias extrañas y la bicicleta hace parte de ellas. Desde su misma concepción como medio de transporte, las narraciones extraordinarias en las que este vehículo es protagonista son incontables. Iain Spragg propone ochenta historias verdaderas, tanto que a veces cuesta creerlas, que recorren un periodo de 200 años y que reúnen a ciclistas aficionados y profesionales en aventuras que muestran a la amada bici en todo tipo de terreno. El polo sur, el fondo de un río y el espacio no fueron impedimento para que un ciclista llegara hasta allá.
Bicicletas grandes, medianas y pequeñas; pesadas y livianas; de carbono, aluminio, madera o cartón; conducidas por médicos, profesores, locos y hasta ladrones, todas hacen parte de estas narraciones muy entretenidas que hacen ver que la locura por la bicicleta es una sensación vivida por personas con la cabeza bien puesta.

9781623361310_p0_v2_s260x420The History Of Cycling In Fifty Bikes
Tom Ambrose
Rodale Books, 2013
Desde el velocípedo hasta la Pinarello, las bicicletas que han cambiado el mundo. Así se presenta este libro que nos muestra los desarrollos que ha tenido un invento que tan solo tiene 200 años y cómo ha sido elemento de transformación en diferentes maneras, como por ejemplo la democratización del transporte, permitiendo que el común de la gente viajara a velocidades razonables sin necesidad de caballo. Ayudó a acercar distancias entre el campo y la ciudad, a la vez que permitió disfrutar de los beneficios de visitar el campo. La bicicleta desafió las convenciones sociales, garantizando a las mujeres una forma de encontrar libertad o jugando papel importante en las diferentes guerras. En la actualidad, a pesar de la prevalencia del automóvil, la bicicleta cobra importancia, aumentando considerablemente el número de bicis en las calles años tras año.
Las bicicletas vienen en todos los modelos y tamaños y la historia del ciclismo va de la mano con la innovación en el diseño. Desde la primera máquina con pedales hasta las BMX y las bicicletas eléctricas, la creación de de nuevos tipos de bicis continúa sorprendiendo y deleitando en igual medida.
Este libro cuenta la historia del ciclismo a través de cincuenta máquinas que se han convertido en iconos, acogiendo por completo la evolución de las bicicletas, desde las primeras construidas en madera hasta las súper bicis de fibra de carbono y los diseños que se verán en el futuro. Como retrospectiva y visión futurista, esta publicación es un homenaje a todo lo que hace importante a uno de los inventos más grandes de la historia.

Contrarreloj
Eugenio Fuentes
Tusquets Editores, 2009, 324 pp.

Estamos en pleno Tour de Francia y acabo de leer esta novela, enmarcada en este gran espectáculo del ciclismo. El líder y gran favorito para ganar por cuarta vez consecutiva la carrera, Tobías Gros, es asesinado en la cuarta etapa. Uno de los principales sospechosos es su excompañero de equipo Santi Mieses, quien estuvo en la habitación de Gros minutos antes de que encontrarán el cadáver de éste. El director del equipo de Mieses contrata al detective Ricardo Cupido, fanático del ciclismo quien está como espectador del Tour, para que se encargue de la investigación de forma paralela a la que realizará la policía francesa.
Cupido asiste a Francia para presenciar el ascenso al mítico alto del Tourmalet y al día siguiente subirlo en su bicicleta. Luego de esta actividad, se sumerge en un mundo lleno de recelo, con amigos y enemigos dentro y fuera de la carretera, con el temido dopaje a bordo y la forma de esconderlo, y hasta amores y celos.
“Contrarreloj” tiene una narración ágil y entretenida, como una carrera ciclista. Ofrece un panorama de la forma en que internamente se mueven los equipos y sus diferentes tácticas en carretera. Emplea muchos términos del argot ciclista, lo que muestra que Fuentes –el autor– es conocedor y amante del ciclismo o hizo una gran investigación al respecto para escribir esta interesante novela, la quinta protagonizada por el detective Cupido.
En total son 21 capítulos, como etapas tiene el Tour de Francia, comenzando en Barcelona y finalizando en los Campos Elíseos de París, llenos de todo el vértigo de la carava ciclista pasando rauda por las carreteras, deleitando a quienes anualmente asistimos al principal evento que tiene el ciclismo mundial.
Al final del libro se encuentra el denominado “Cuaderno de ruta”, en el que está el mapa del Tour, el listado de los equipos, sus corredores y su correspondiente número de dorsal, así como un cuadro con información sobre la salida y llegada de cada etapa, su distancia, el ganador y el líder general.
Como dato curioso, en este Tour de Francia imaginado Fuentes participan 10 corredores colombianos, siete de ellos en representación del equipo Esmeralda –de Colombia imagino–, algo que no se ve en la Grande Boucle desde la época de Lucho Herrera. Ojalá, por esta parte, este relato sea premonitorio y estemos cerca de la presentación nuevamente de un conjunto nacional. En cuanto al crimen y la investigación, pueden quedarse en la ficción, en el papel, mientras los amantes del ciclismo gozamos las heroicas hazañas de los ciclistas en la carretera.

Letras sobre ruedas

Mi querida bicicleta. Relatos de ciclismo de Holanda y España
Varios Autores
Editorial Experimenta, 143 pp.
2009

Llegó a mis manos hace poco este libro, que habla sobre una de mis grandes pasiones: la bicicleta. La verdad, no podía creerlo. Tengo que reconocer que había hecho pocas investigaciones acerca de la relación entre literatura y ciclismo, tenía conocimiento acerca de su relación con el cine, y también sabía de la larga unión entre el fútbol y las letras, de la cual cuento con varios ejemplares en mi biblioteca. Pues bien, mi sorpresa fue muy grande al ver la portada y mucho más cuando abro y veo que varios de sus autores fueron ciclistas profesionales, como Peter Winnen –holandés, de quien recuerdo corría en la década de 1980 para el equipo Panasonic– y Thijs Zonneveld, o lo son como Pedro Horrillo, corredor del equipo Rabobank. En total son diez historias en las que encontramos un profundo amor por el ciclismo, el cual según dice en la contratapa, no solo se profesa montando en bicicleta sino también con la pluma –algo con lo que ahora estoy absolutamente de acuerdo–. Estos son los que más me impactaron:
“Las lágrimas de los Otxoa”, una crónica periodística de Edwin Winkels, en la que nos cuenta la vida del ciclista del Kelme Javier Otxoa, quien luego de estar en la gloria en el año 2000, tras ganar la primera etapa de montaña del Tour de Francia, pasó al infierno seis meses después luego de ser atropellado por un automóvil mientras entrenaba: los daños causados en su cuerpo le impidieron seguir montando en bicicleta.
“Pedaleando con Bruno” es una historia del ciclista Pedro Horrillo, que narra la forma en que llega a Londres tratando de olvidar la bici para descubrir, después, al recorrer la capital londinense en bicicleta, que su amor por el ciclismo no tiene igual. Suelta una frase que me ha quedado muy grabada: “ser ciclista tiene poco que ver con que hagas de ello tu profesión. Ser ciclista es encontrar la armonía entre tú, tu bicicleta y todo lo que rodea a ambos”.
“Ernest Hemingway era ciclista”, de Erik Brouwer narra la relación que tuvo el escritor norteamericano con el ciclismo, acudiendo siempre a los distintos escenarios de París para ver las pruebas de seis días o acudiendo a ver alguna etapa del Tour de Francia. Su pasión era tal, que uno de los personajes de su novela Adiós a las armas, tenía el nombre de un ciclista italiano, estrella en los años 20: Bartolomeo Aymo. Cuenta Brouwer que Hemingway trató de escribir una novela sobre ciclismo pero no lo consiguió.
“Lluvia en mis ojos” es una narración sobre el último año como corredor de Thijs Zonneveld, participando en un equipo profesional chino, y su relación con uno de sus compañeros. Nos muestra dos formas de pensar, dos maneras de ver la vida, dos maneras diferentes de ver el ciclismo, pero que confluyen en ese amor inagotable por las bicicletas.
Mi querida bicicleta es un libro que me abrió las puertas a la relación entre la literatura y las bicicletas y me reafirmó ese amor que llevo muy adentro por el ciclismo. Vale la pena decir que este libro lo leí en un momento en que me recuperaba de un accidente, justo montando en bici.